Inicio > Trabajos del CESE > Trabajos publicados > Combatir el aislamiento social para una mayor cohesi贸n y fraternidad
 Combatir el aislamiento social para una mayor cohesi贸n y fraternidad

Combatir el aislamiento social para una mayor cohesi贸n y fraternidad

Tipo de texto : Dictamen
Tipo de consulta : Autoconsulta
Tramitada por : Secci贸n de Asuntos Sociales y Sanidad

Ponente :

Karen SERRES
Grupo de asociaciones
Emitido el : 28/06/2017 | Representaci贸n : 2015-2020

Un francés de cada diez está en situación objetiva de aislamiento, es decir, se encuentra con muy poca frecuencia con otras personas (familia, amigos o vecinos). Son mucho más numerosos los que sólo pueden contar con una frágil red de relaciones: basta entonces una ruptura para que se imponga el aislamiento.

Los mecanismos del aislamiento social hacen que interactúen numerosos factores: edad, nivel socioeconómico, género, situación familiar, salud, etc. Causa de aceleración de la pérdida de autonomía en las personas mayores, factor agravante en situaciones de fragilidad y de vulnerabilidad psicológica, el aislamiento social contribuye además a la renuncia a los cuidados. Refuerza las desigualdades y es una de las principales causas del no recurso a los derechos. Así pues, es un gran reto para la cohesión social.
 
Red
El 22% de la población sólo tiene relación con una red (familia, amigos y vecinos).  Fondation de France
 
Los franceses se hacen una idea clara de la importancia cada vez mayor del aislamiento social. Expresan una expectativa muy fuerte de cohesión social que asocian a la calidad de los vínculos sociales, es decir, a su capacidad para favorecer el reconocimiento mutuo, la ayuda mutua y la participación.
 
Comprender las causas del aislamiento social implica cuestionarse sobre las principales evoluciones en las que se inscribe. Los cambios que se han producido en el trabajo, uno de los espacios integradores más estructurantes, son una de ellas. El desempleo y la precariedad repercuten, más allá de los vínculos profesionales, la protección de la persona y su identidad social. Por ello, el aislamiento también puede vivirse en el trabajo: es entonces en el ejercicio de su profesión, frente a sus dificultades, que la persona está sola.
 
Población aislada
5,5 millones de franceses están en posición de aislamiento social, es decir, más del 10% de la población. Fondation de France